Existen otras formas de buscar empleo y están en ti 2


Si quiero mejorar mi situación, puedo empezar por algo sobre lo que tengo control: yo mismo. 

Stephen R. Covey

 

 

Sí, cómo lo lees… el encontrar un trabajo no sólo depende de los demás, una parte importante depende sólo de ti, de lo que tú hagas, de aquello que marque la diferencia en tu búsqueda de empleo.

De que sepas definir cuál es tu valor diferencial y la estrategia que vas a seguir para conseguir tu objetivo.

Existen otras formas de actuar ante este mercado laboral tan cambiante y global. Antes todo giraba en torno a una posición o puesto de trabajo definido, situado dentro de ese organigrama piramidal, en la mayoría de los casos, donde la empresa ofrecía y tú como candidato buscabas. Y donde lo que más se valoraba era el título y la experiencia.

Ahora eso ya no es así, cada vez hay más trabajos que son puntuales y lo que se necesita es gente que tenga actitud, que sepa trabajar en proyectos transversales que tienen una duración determinada. Personas polivalentes, personas con talento.

Por tanto, la forma de acceder también ha cambiado. Pero aun hay candidatos que siguen pensando como antes, y que esperan encontrar un trabajo indefinido y estable. No seas como ellos.

Y te estarás preguntando: Sí, sí, pero… ¿cómo lo hago?

 

 

¿Cómo me hago visible?

 

Currículum Mortis. El valor que le das a tu currículum. El CV 1.0 es un papel plano que transmite poco, o nada, en muchos casos.

Es difícil acertar eligiendo a una persona sólo por lo que pone en un trozo de papel, porque hay muchas cosas que se nos van a escapar. Sobre todo pierde su valor si sólo hablamos del pasado, de lo que hicimos más que de lo que sabemos hacer.

 

Busca trabajo de forma colaborativa. No veas a los demás como tu competencia, sino como personas que pueden ayudarte. Podéis colaborar y crear sinergias.

Si  colaboras con otras personas más tarde te devolverán el favor y cuando vuelva a ti verás el poder de la cooperación y la ayuda colaborativa. Por tanto, agradece siempre la ayuda y devuélvela multiplicada por diez.

 

Sé proactivo. Parece que es la competencia de moda. Te dicen que hay que ser proactivo, que esta competencia es muy valorada por las empresas. Entonces lo pones en tu CV y es cuando pierde su significado. Porque ahí, en ese documento plano, queda vacía.

Se tú quien elija a la empresa. No esperes a que ellos vengan a buscarte, sé tú el que vaya a por ellos. Eso es ser proactivo y es aquí cuando queda demostrada tu competencia.

Analiza esa empresa en la que te gustaría trabajar, siempre desde la objetividad. Piensa cuáles son esas necesidades que tienen y que tú puedes cubrir con los conocimientos y competencias que tienes y cuéntaselo. ¡Enamóralos!

No esperes a que salga la oferta publicada en el portal de empleo de moda, espera mejor sentado; porque ya sabes que la mayor parte de las ofertas no se publican en ningún sitio.

 

Busca trabajo en aquello que te guste. En aquello que te apasiona porque eso es lo que te hará feliz y a la larga te aportará más beneficios que elegir la primera opción que te ofrezcan, o que encuentres, pero que no te satisfaga.

Además, si lo que buscas es lo que te gusta estarás más motivado y eso será lo que transmitas.

 

Teje redes de contacto. Si como te acabo de decir la mayoría de las ofertas no se publican, te preguntarás… Entonces, ¿cómo accedo a ellas? Teniendo una buena red profesional. Lo que cuentan son las relaciones, personas que puedan ayudarte.

Basa tu red en el intercambio y el apoyo.

 

Fuera excusas. No vale el enviar un montón de currículum sin ningún criterio ni estrategia y sentarte a esperar “a ver si hay suerte”… Claro, esta postura es cómoda.

Piensas que tú ya hiciste todo lo que estaba en tu mano y ahora la pelota está en el tejado de los seleccionadores, las empresas, etc… y es por eso que te quejas y te vuelves a quejar, pero eso no te lleva a lo que deseas… ¿Lo has pensado?

 

Sal ahí, ya sabemos que es difícil, pero si sigues en tu casa sentado en tu sofá, no va a pasar nada, en cambio si sales quizás sí pase…

 

Busca soluciones y sé positivo, este cambio de actitud te acercará a tu objetivo.


Acerca de Olga Ferrera

Facilitadora del cambio de Actitud. Coach en Orientación Profesional. Prospectora de empleo. Gestión del Cambio y Marca Personal para el Empleo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 ideas sobre “Existen otras formas de buscar empleo y están en ti

  • Ivonne Ruiz Martos

    Hola he visto este enlace en Linkedín y me gustaría que me contestaras, que haces con 55 años y siendo capáz, tener mas de 25 años de trabajo en 3 países, teniendo muchas aptitudes y ser bastante adaptable a diferentes trabajos, no lo encuentro hace mas de 2 años,
    Mi principal cualidad, la facilidad de palabras, simpatía, poder de convencimiento, soy responsable, activa. y te pudiera decir un rosario de cualidades que me valen para ser una excelente trabajadora y estoy sin encontrar donde trabajar, lo de los curriculums es insuficiente, a mi criterio el asunto recomendación es lo importante,..

    • Olga Ferrera Autor

      Buenas noches Ivonne. En primer lugar agradecer tu comentario. Todas esas aptitudes y competencias que posees deberías poder mostrarlas a la persona o personas que quieres que te contraten. Tienes muchas cosas que aportar y desde el autoconocimiento y tu experiencia deberías seleccionar las empresas en las que puede encajar tu perfil y ponerte en contacto con ellas para una vez analizadas poderles decir qué puedes tú hacer y dónde y qué puedes aportar.
      Un abrazo y mucha suerte.